Por mi raza hablará el Piporro

Para el 2009. Tarde, pero sin sueño.

In De aquí y de allá on enero 13, 2009 at 3:07 pm

Dice Catón que a veces la vida te llama y te dice -ven acá, que te tengo un regalo. Y uno va porque a la vida siempre hay que ir. Y entonces ella te abraza como si fuera tu cumpleaños, aunque no lo sea, y te entrega el regalo prometido. 

Pero lo que no dice Catón es que a veces, la vida te dice –ven acá, que te tengo un regalo. Y uno va entusiasmado porque a la vida siempre hay que ir. Pero entonces la vida te mete zancadilla y, viéndote en el suelo, te da de puntapiés. Y después de tremenda revolcada, que puede durar instantes, horas, días, semanas o meses, la vida te tiende la mano y te dice –ahora sí, aquí tienes el regalo prometido. 

Eso no lo dice Catón, pero pasa. Dicen por ahí que también pasa. Sólo que uno va a la vida,  porque a la vida siempre hay que ir. Así sea a gritos y sombrerazos… a la vida siempre hay que decirle que sí. 

¡Feliz año 2009!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: